lunes, 9 de septiembre de 2013

[Entrevista] Hoy entrevistamos a Tercio Creativo

Hola a todos

 

 
Siguiendo con nuestra línea de entrevistas, os traemos una bastante interesante.



Sabéis que alguna vez os hemos hablado de Tercio Creativo, una modesta pero gran empresa que tiene proyectos bastante interesantes que los podéis ver aquí.



Pues bien, hoy os traemos una gran entrevista con ellos que esperamos que os guste:




- ¿Cómo comenzaste en el hobby? A qué edad?

 

Bueno. Sergio y yo nos conocimos ya curtidos en diferentes lides. El punto de encuentro mutuo fueron, sin duda, los wargames y el modelismo. Aunque ambos conocemos de primera mano el rol. Este apartado ha influido bastante en 1650 y, probablemente, no quede tan sólo en influencias.

 

- ¿Cómo pasasteis de ser aficionados al hobby a tener una marca dentro del mismo?

 

Pues comenzamos en una empresa pequeñita enclavada en el mítico barrio sevillano de Triana. Éramos de los más amateur que te puedas imaginar. No obstante, eso no impidió que nuestro, por aquel entonces, jefe, decidiese seguir adelante en un proyecto que, sin duda, se nos quedaba grande. Era una especie de Warhammer, ambientado en una guerra civil entre elfos. El Día de la Infamia era el nombre del juego. Después de ese enorme fiasco, que no vio la luz, por supuesto, vinieron ideas más asequibles, pero ya era demasiado tarde para el bolsillo de los socios capitalistas y todo se fue al garete.

 

El resto es historia. Cogimos las ideas básicas de lo último que estuvimos diseñando y comenzamos a crear 1650, A Capa y Espada y Tercio Creativo.

 

- ¿Encontrasteis muchas trabas para poner en marcha la idea?

 

Trabas todas las que puedan encontrarse un par de creativos que no tienen ni idea de cómo constituir una empresa, producir una línea comercial y distribuirla (ahora nos reímos un poco, pero…). Aunque habíamos tenido muy buenos ejemplos acerca de los que se debe y no se debe hacer para comenzar una andadura de esta índole.

 

- ¿Cómo surge 1650?

 

Surge de un proyecto previo que iba a llamarse Duelistas del Siglo de Oro, lo último que estuvimos haciendo en la empresa en la que nos conocimos. Poseía un carácter más de tablero y un poco más riguroso en cuanto a veracidad. Este proyecto, como digo, no vio la luz. La empresa en la que comenzó a forjarse se hundió antes de dar el último salto. De aquellos tiempos tan solo nos quedan los peones Antagonistas del Extramuros 05: El Desertor y el Desharrapado.

 

En cualquier caso quisimos trabajar en un entorno que pudiese crecer y ser "moldeable". Un juego histórico al 100% no permite explorar nuevas cepas de la Peste Bubónica, ni tampoco adelantar el uso de blindados (sin motor de combustión, claro, porque 1650 no tiene nada de "steam") en un mundo realmente calamitoso. 

 

- ¿Por qué escaramuzas?

 

Es el formato más fácil de asumir para empresas iniciáticas y, sobretodo, para nuevos jugadores. Si puedes gastarte 50 € y empezar a jugar a un juego que posee multitud de posibilidades, solamente necesitas sentirte atraído por el trasfondo para meterte de lleno.

 

Además, todo hay que decirlo, como buenos “roleros” y amantes del cine bélico y de ci-fi, eso de tus figuras puedas esconderse tras escombros, disparar y esconderse, etc…pues como que nos encanta. Con juegos de muchas miniaturas (además de arruinarte) ese tipo de cuestiones quedan en un segundo plano. Simplemente eso no podía ser…

 

- ¿Estáis satisfechos de la respuesta de la gente al juego?

 

Satisfechos es poco. Creo que la gente necesitaba algo fresco pero con un sabor añejo. Es probable que aún haya gente esperando a ver por donde va evolucionando el juego y su universo. Hay que ser conscientes que hasta hace nada no estaban completas las dos primeras cuadrillas y es ahora cuando la gente está empezando a ver de qué va todo esto. Sobre todo ahora que se puede atisbar el futuro en nuestra nueva campaña de mecenazgo.

 

- ¿Cómo surgió la idea de desarrollar Dies Irae?

 

Bueno, en un principio Dies Irae iba a ser el nombre del juego de tablero ¿sabes?. No obstante comenzamos a tirar de la manta y empezaron a salir una gran cantidad de ideas y conceptos (viejos y nuevos) que no queríamos dejar guardados por mucho más tiempo. De ese modo decidimos estructurar todo el nuevo material en diferentes volúmenes y, gracias a esto, encontramos más cosas de las que esperábamos.

 

- ¿Qué os parecen los Crowdfundings? ¿Hacia dónde creéis que se encaminan?

 

Aparentemente hacia la saturación de sí mismos. Gracias a un abuso desmedido por parte de todos, y cuando nos referimos a todos, incluimos por supuesto a las grandes empresas. Nos sigue pareciendo increíble que empresas que poseen capital suficiente para producir sus proyectos empleen el sistema del crowdfunding para ello. No obstante todo esto es completamente lícito, aunque no estamos hablando de eso, si no más bien de ética empresarial.

 

Hay alguna que otra empresa de las grandes (solo hablo de nuestro sector) que, fabricando en China, y facturando millones al año, emplean un sistema que nació para que los emprendedores pudiesen financiar sus proyectos con la ayuda de sus futuros clientes,  pudiendo así obviar la quimérica financiación bancaria. Pues bien, tal y como pasa en nuestras calles, con las grandes superficies y los pequeños comercios, la asimétrica guerra comercial se ha asentado en todas las plataformas de crowdfunding…

 

- ¿Habéis pensado desarrollar algún juego situado en otra época temporal?

 

Con 1650 estamos creando un sistema de juego muy polivalente. Quien conozca el juego podrá comprobar que cambiando la ambientación por una más moderna (o incluso futurista) funcionaría perfectamente. Eso está ahí por un lado. Por otra parte podríamos desempolvar algunos proyectos más desenfadados y/o de carácter más cerrado (como mini-juegos o juegos de caja) que puedan abrirnos a nuevas ambientaciones o explorar aún más la existente.

 

- ¿Qué sorpresas guardáis para el futuro?

 

El futuro más inmediato de 1650 está repleto de sorpresas tenuemente anunciadas. Por ejemplo, la inclusión de vehículos, maquinas de guerra y monturas está asegurada. Además de querer atender las diversas necesidades requeridas por el trasfondo de 1650 y su teatro de operaciones militares, estamos tratando de abrir una brecha transgresora en cuanto a concepto de juego se refiere.

 

Creo que la mayoría sabrá que 1650 posee un carácter ucrónico, que podríamos traducir en una fantasía muy sobria o ficción (por ejemplo; no existe la magia…su homóloga podría ser la religión y sus efectos gracias a la sugestión, miedos y supersticiones del hombre...), por lo que dragones, demonios y demás criaturas no existen. ¿O quizás si?

 

La cantidad de relatos y leyendas del período que trabajamos (en incluso anteriores, como el medieval) está repleto de criaturas fantásticas. Esto nos sitúa frente a una población mundial eminentemente supersticiosa, crédula y temerosa Lo que haremos con el siguiente volumen de Dies Irae “De las Profundidades”, será introducir nuevos tipos de cuadrillas; las cuadrillas de pesadilla. Estas cuadrillas darán forma a los terrores de los hombres y estarán compuestas por criaturas que sólo existen en las más febriles mentes. Por ello, estas cuadrillas no actuarán en el plano físico, si no que atacarán las mentes de los hombres mientras duermen. Si, si, has oído bien. Cuando se jueguen campañas este tipo de cuadrillas tendrán como objetivo acabar con la cordura de los líderes de los jugadores oponentes. Para ello las contiendas se disputarán en los sueños de sus líderes. Éstas serán como una Contienda normal, salvo que poseerán ciertas diferencias ya que, al fin y al cabo son pesadillas…

 

- ¿Qué metas os habéis propuesto alcanzar con Tercio Creativo?

 

Supongo que además de poder crecer como empresa y como profesionales, está la maravillosa perspectiva de crear mundos y explorarlos junto a todos nuestros amigos. Los cuales cada día sois más.

 

- ¿Qué consejos dais a la gente que busca crear su propia gama de miniaturas?

 

Pues que pueda esculpir, ilustrar o sea banquero. De lo contrario si espera forrarse, que se espere sentado o se construya una maquina del tiempo que lo transporte a finales de los años ochenta o mediados de los noventa, donde realmente podías (como se suele decir) “pegar el pelotazo” en este sector.


Queremos darles las gracias por la amabilidad y cercanía a la hora de realizar ésta entrevista.



Por cierto, la foto de cabecera es cortesía de Luis Miguel Cobo Monge (muchas gracias!)



Qué os parece?


Un saludo a todos

2 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Nos alegra que guste, sin duda han sido muy claros con sus respuestas, lo cual se agradece!

      Eliminar